EJÉRCITO ROMANO » Un eje del poder y expansión del Imperio

No fue repentinamente que se fraguó el impresionante ejército romano, el cual portaría victorioso el estandarte del águila en todas sus conquistas. Con ello, sus primeros pasos fueron durante la Monarquía, luego, en la República, interviniendo cada vez que uno de sus aliados era atacado, y seguidamente, en los tiempos del Imperio, los soldados pasaron a ser unos verdaderos profesionales perfectamente entrenados y respetados en todo el Mediterráneo.

Algunos aspectos del ejército romano.

ejército romano-aspectos

Hay que entender, que el ejército romano fue la herramienta usada por la Antigua Roma para conquistar, mantenerse y crear todo un vasto Imperio que se abarcó más allá de la cuenca mediterránea.

Empero, el ejército romano no siempre dominó la técnica guerrera, de esta manera, sufriendo algunas derrotas, tuvieron la gran virtud de no considerar el fracaso en unas batallas como la derrota total de la guerra. Al respecto, supieron aprovechar la experiencia para mejorar las técnicas y conseguir ser el poderoso regimiento que mantuvo unido por siglos al Imperio.

Por esta razón, el ejército romano fue la clave de la supremacía imperial, sin embargo, perfeccionó en el tiempo su modelo organizacional, de acuerdo, a los aportes otorgados desde el centro del poder por personajes como Servio Tulio, Camilo, Cayo Mario, Julio César, Augusto, entre otros.

Cómo evolucionó la organización del ejército romano.

ejército romano-evolución-organizaciónLlegado a este punto, es difícil hablar de una sola alineación del ejército romano, más bien, podemos referirnos a tres diferentes, según las etapas de Roma:

MONARQUÍA

En la época monárquica, el ejército romano estaba compuesto por ciudadanos reclutados en base a la división político-administrativa del territorio, en este sentido, cada una de las 30 curias aportaban 100 soldados de infantería y 10 de caballería, es decir, 3000 soldados y 300 jinetes, donde el armamento era pagado por las propias tropas.

Posteriormente, Servio Tulio reformó el ejército romano tomando en cuenta el patrimonio económico de cada ciudadano, de esta manera, la legión se convirtió en la unidad táctica militar, quedando compuesta por 4200 soldados de infantería, 300 de caballería y dos grupos auxiliares para transportar las maquinarias de guerra.

REPÚBLICA

Durante el periodo republicano, la unidad táctica pasó a ser el manípulo, es decir, la legión romana se distribuyó en 60 centurias de 60 o 30 hombres cada una.

Luego, el general Cayo Mario, sustituyó el manípulo por la cohorte, quedando estructurada la legión por una centuria con 100 soldados, un manípulo con 200 efectivos o 2 centurias, una cohorte con 600 milicianos o 3 manípulos, dando un total de 6000 soldados en 10 cohortes.

ejèrcito romano-organización

IMPERIO

Con la etapa imperial, el ejército de la cultura romana adquirió un nombre el cual hacía alusión a algún emperador o circunstancia, asimismo, quedó integrado por 10 cohortes, compuestas por 6 centurias, donde la primera tendría 1105 infantes y 132 jinetes, y las restantes, 555 soldados de infantería más 66 jinetes.

Adicionalmente, el ejército romano estaba acompañado por 10 contubernios con 8 soldados de infantería cada uno, agregando, las unidades auxiliares con 500 hombres, formadas por unidades de caballería, infantería y voluntarios, quienes no eran ciudadanos romanos.

Las técnicas de combate usada por el ejército romano.

ejército romano-técnicas combatePrecisamente, el éxito del ejército romano correspondió al orden presentado en el campo de batalla, en este sentido, emplearon diferentes formaciones, tales como:

  • Falange

Era una alineación de orden cerrado, con un frente amplio y poco fondo, la cual estaba dividida en seis filas con 500 soldados de infantería o pedites al frente, 1200 velites o infantería ligera a los lados, con el apoyo de 300 equitatus o caballerías.

  • Manípulos.

Cada una de las legiones del ejército romano presentaba tres líneas articuladas en manípulos que formaban un rectángulo de 120 soldados. Así, en la primera línea se colocaban los hastati, quienes lanzaban los primeros dardos y empezaban la lucha cuerpo a cuerpo, luego, en la segunda línea continuaban los principes en apoyo a los primeros, y finalmente, en una tercera línea los triarii o soldados expertos, ejecutaban el remate.

Conforme a ello, exponer a los legionarios veteranos. era la última carta que se jugaban los romanos, en este sentido, las tropas también contaban con unidades auxiliares de protección, como los velites, los socii y los equitatus.

  • Triple en línea.

Llamada triplex acies, estaba formado por un frente de tres líneas, cuatro cohortes en la primera, tres en la segunda y tres en la tercera, con los batallones auxiliares y caballería a los lados, actuaban de la misma manera que los manípulos.

  • En cuña.

Fue una táctica de formación cerrada muy parecida a la falange usada para luchar contra los bárbaros, aunque generalmente la alineación tomaba forma de trapecio con el menor de los lados paralelos enfrentando al enemigo.

ejército-romano

Para concluir, cabe destacar que el adiestramiento alcanzado por el ejército romano, posteriormente, sirvió como un modelo a seguir en diferentes organizaciones militares del mundo entero.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…