CASCOS ROMANOS » Vistosos complementos del atuendo militar

Reconocidos como verdaderas obras de arte, los cascos romanos con sus elegantes diseños y los particulares penachos, durante siglos impregnaron los atuendos de los guerreros de una gran belleza y vistosidad, en una nutrida variedad de estilos.

cascos-romanos

Características de los cascos romanos

cascos romanos-características

Ciertamente, los cascos romanos poseían una sorprendente apariencia, los cuales conjugaban su objetivo como elemento protector durante las batallas con el refinado manejo del metal para su elaboración, que incluía representativos grabados, y generalmente, en su parte alta central, se cruzaba una cresta de caballo de color rojizo.

Al respecto, estos penachos rojos eran usados por los centuriones de manera transversal, es decir, de oreja a oreja, en cambio, los tribunos y los legionarios, lo empleaban longitudinalmente, o sea, de la frente hasta la nuca, en ambos casos, permitían identificarlos fácilmente.

Cuáles eran los estilos de los cascos romanos.

cascos romanos-estilos

Los cascos romanos variaban en cuanto a su forma, de esta manera, sobresalieron varios estilos, entre ellos:

MONTEFORTINO

Fueron los primeros cascos utilizados por los romanos, fabricados en bronce, con el casquete en forma de media naranja, amplias correas de amarre, y una protuberancia superior donde se insertaba el penacho.

COOLUS

Siendo una evolución del montefortino, tenían una forma semiesférica y un refuerzo en la parte frontal, asimismo, presentaban una protección en la parte trasera con una malla o una pieza metálica entera, y una punta cónica en la parte superior para soportar la cresta.

Aparte, su empleo no supuso una sustitución del modelo anterior, más bien, se usaron ambos hasta la llegada del emperador Augusto al poder.

A partir del gobierno de Augusto, en el ejército de la cultura romana se usaron los cascos imperiales, los cuales se dividían de la siguiente manera:

cascos romanos-imperiales

GÁLICO

Elaborados en hierro, eran mucho más resistentes que los anteriores, poseyendo protecciones frontales, traseras y para las orejas, además, tenían un gancho en la parte superior para fijar el penacho. Igualmente, entre sus variaciones estaban los modelos Buggenum, Hahuenau y Weisenau.

ITÁLICO

Con un gran parecido al yelmo griego y etrusco por la simplicidad de su decoración, mostraban un protector de nuca y cara de mayor amplitud, a su vez, tenían un sistema para fijar el penacho en forma de “T”, destacando entre sus estilos los tipos Niederbieber y Heddernhelm.

Finalmente, es necesario resaltar que los cascos romanos no solo se usaron para resguardarse físicamente durante los combates o para engalanar el traje militar, también, sirvieron como elementos distintivos de rango entre las clases militares.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…