VESTIMENTA GRIEGA » Características de su sencilla y austera indumentaria

Influenciada por el estilo del Medio Oriente, la vestimenta griega llegó a ser muy sencilla, incluso, prácticamente era la misma tanto para hombres como para mujeres.

Cuáles eran los aspectos fundamentales de la vestimenta griega.

En primer término, la vestimenta griega no presentaba costuras, más bien era drapeada, así, los atavíos de los hombres y las mujeres eran telas de forma rectangular que envolvían el cuerpo, sujetas a los hombros con alfileres y atadas a la cintura con un cordón o cinturón, formando una túnica.

Igualmente, en un principio la confección de prendas de vestir se realizaba en lana, algo que gradualmente fue cambiando al uso del algodón, lino y seda, lo que les permitió crear vestuarios más amplios y frescos, pasando la lana a ser usada como abrigo en las estaciones frías. Además, los helenos rechazaron usar la ornamentación en su vestuario, a la par que la mezcla de colores era mal vista, por ello se inclinaban a utilizar los tonos crudos, marfil o beige.

Adicionalmente, solían llevar la cabeza descubierta, pero en ocasiones, la resguardaban con una especie de gorro de piel llamado pileo, o un sombrero de fieltro con alas, conocido como petaso. Aparte, en la cultura griega, el calzado era una sandalia elaborada en cuero y trenzada hasta los tobillos por pequeñas correas, entre las más populares estaban algunos modelos como crépida, soleá y carbatina.

vestimenta griega atuendos

Los atuendos de la vestimenta griega.

Entre los principales ropajes de la vestimenta griega se encuentran:

Peplo: usada por las mujeres hasta el año 500 A.C., era una túnica de lana atada a los hombros con un broche, que podía ser abierta por uno de los lados o también cerrada.

Quitón: una prenda derivada del peplo, confeccionada en algodón o lino, que envolvía el cuerpo y se sujetada en los hombros con una aguja, quedando abierto por uno de los lados; generalmente, este vestido era más largo para las mujeres que para los hombres.

Himatión: era un manto usado sobre el quitón, que se echaba sobre el hombro izquierdo y se recogía por el lado opuesto, en caso de guerra, se cambiaba por una capa llamada clámide.

Con respecto a la vestimenta militar, consistía en una corta túnica tipo faldellín, una coraza metálica que cubría el pecho y espalda, asimismo, un casco llamado beocio, como una manera de protección en los enfrentamientos cuerpo a cuerpo.

Si bien, la finalidad de la vestimenta griega no iba más allá de cubrir el cuerpo, razón de su simplicidad, ha sido un motivo de inspiración para muchos diseñadores de la actual alta costura internacional.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…