GUERRA CIVIL ESPAÑOLA » Inicio y desarrollo de un cruento y funesto episodio

Constituyendo uno de los episodios más cruentos y destructivos en la historia de los hispanos, la guerra civil española dejó un saldo de más de quinientos mil muertos entre los años de 1936 y 1939.

Cuáles fueron los antecedentes de la guerra civil española.

Como precedentes de la guerra civil española, se encuentran el triunfo electoral de los partidos de izquierda bajo una coalición denominada Frente Popular, la disputa de los partidos de derecha en recuperar el poder político y la tensión existente en el ejército por su politización, de esta manera, se generó un caos por el enfrentamiento de opiniones políticas de los diferentes bandos. Pero, el asesinato del líder político de derecha José Calvo Sotelo, el 14 de julio de 1936, precipitó los acontecimientos.

Conforme a ello, tres días después explotó la primera sublevación del Ejército de África en la ciudad autónoma de Melilla, y se extendió por algunas guarniciones como las de Sevilla, Valladolid, Córdoba y Zaragoza, aunque otras, permanecieron fieles a la República, como las de Madrid, Bilbao y Barcelona. Dicha insurrección estaba comandada por los generales Emilio Mola, José Sanjurgo y Francisco Franco.

guerra civil española desarrollo

Cómo se desarrolló la guerra civil española.

Con lo anteriormente expuesto, había comenzado la batalla más sangrienta de la cultura española, donde en las primeras semanas muere el General Sanjurgo, en un accidente de aviación, quedando al mando Francisco Franco, y en segunda instancia Emilio Mola. Durante estos tres años, la guerra civil española se desarrolló con las siguientes batallas:

Guadarrama: constituyó la primera operación dirigida por Mola para tomar Madrid, que fue detenida por el ejército de las fuerzas leales.

Campaña de Extremadura: llamada también columna de la muerte, debido a la brutal represión que ejercieron las columnas de soldados, moros y voluntarios civiles a las localidades extremeñas, en otro intento de dirigirse a Madrid.

Guadalajara: a principios del año 1937, los sublevados toman Málaga, y a partir de ahí, ocupan la región de Andalucía.

Brumete: aunque en este conflicto no hubo triunfador, los sublevados o bando nacionalista se apoderaron de Santander, Gijón y todo el norte peninsular.

Ebro: el 25 de julio de 1938 las tropas de Franco lograron ganarle a la ofensiva en Cataluña, tomando Barcelona, muchos soldados republicanos huyeron a Francia, y el 28 de marzo de 1939, sin resistencia, el ejército nacionalista de Franco entró en Madrid, posteriormente en abril de ese mismo año tomaron el último bastión republicano en Alicante.

Posteriormente a la guerra civil española, el país se vio sumido a una terrible crisis, plagada de miseria, presos políticos, represión, ejecuciones y la instauración de una dictadura hasta 1975.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…